La investigación clínica es imprescindible para el desarrollo de nuevas medicinas y conlleva importantes beneficios tanto para los pacientes como para la sociedad. Con los ensayos clínicos los pacientes reciben una atención médica de calidad y terapias de vanguardia, mientras que los médicos reciben información vital para los cuidados de más pacientes.

A pesar de que los descubrimientos obtenidos de los ensayos clínicos son tan importantes, aún hay algunas dudas alrededor de ellos. Es por eso que te presentamos los mitos y realidades más importantes sobre los ensayos clínicos.

 

¿Conejillos de Indias?

 

Mito: Los pacientes de ensayos clínicos son conejillos de indias, porque no saben qué esperar de los tratamientos experimentales.

Realidad: Antes de ser administrados a los pacientes de los ensayos, los tratamientos y medicamentos usados ya han sido aprobados para su uso por personas. Además los médicos y personal saben qué esperar de su uso.

 

Terminales

 

Mito: Sólo puedes participar en un ensayo clínico si tienes una enfermedad terminal.

Realidad: Si bien algunos ensayos clínicos se enfocan en enfermedades terminales o con una baja tasa de sobrevivencia, la realidad es que los ensayos se realizan en un amplio abaníco de padecimientos y de distinto origen, porque ayudan a los médicos a entender mejor las enfermedades.

 

Placebos en los ensayos clínicos

 

Mito: Los ensayos clínicos no ofrecen curas reales, sólo placebos. 

Realidad: Aunque algunos ensayos clínicos usan placebos para comparar la efectividad de un tratamiento, la verdad es que la mayoría de los ensayos clínicos buscan comprobar la efectividad de un nuevo tratamiento o medicamento, por lo cual se da una atención médica integral a los pacientes.

 

Resultados manipulados

Mito: Los ensayos clínicos son financiados por compañías farmaceuticas que manipulan sus resultados a conveniencia.

Realidad: Los ensayos clínicos son realizados por personal calificado, profesional e independiente para probar su efectividad sin realción a su posible o futura comercialización.

 

Adiós tratamientos

 

Mito: Tienes que dejar para siempre los tratamientos normales para unirte a un ensayo clínico.

Realidad: Los ensayos clínicos ofrecen una alternativa médica para pacientes que no han visto resultados con los tratamientos a su alcance, y siempre pueden regresar a su tratamiento anterior. Nunca dejan de recibir atención médica adecuada.

 

Experimentos médicos

 

Mito: Los doctores que practican la investigación están más interesados en experimentos que en los pacientes.

Realidad: El bienestar del paciente siempre se mantiene en el centro del interés y preocupación del personal que conduce el ensayo clínico. Es más, esta forma de tratamientos son esenciales para el avance de la medicina.

 

No apto para los niños

 

Mito: Los niños no pueden participar de ensayos clínicos.

Realidad: Los niños y menores de edad pueden participar de los ensayos clínicos si sus padres o tutores lo autorizan. Los investigadores y personal médico se aseguran de que tengan toda la información que necesitan para tomar esa decisión.

 

Ahora ya sabes más sobre los ensayos clínicos. Pero sí aún tienes más dudas sobre los ensayos clínicos, puedes preguntarle a tu médico de cabecera sobre la importancia que estos tienen para el avance de la medicina.

Si tienes dudas o necesitas ayuda, contáctanos, en CidVID Investigación Biomédica podemos ayudarte.

 

Reportaje: Marco Antonio Islas para CidVID Investigación Biomédica